Arsenal jugará la final de la Europa League ante el Chelsea en Azerbaiyán, un país que un jugador d ellos ‘Gunners’ está prohibido pisar.

Para ser más exactos, la final de la Europa League se jugará en Bakú, capital de Azerbaiyán. Este país mantiene un serio conflicto político-bélico con Armenia, país de donde es natural Henrikh Mkhitaryan. La disputa es tal que ningún ciudadano de ambos países puede ir a territorio contrario.

Por ello, Mkhitaryan ya se perdió el primer partido contra el Qarabag en la fase de grupos de la Europa League. Además, en 2015 no pudo viajar para jugar contra el Gabala cuando el volante pertenecía al Borussia Dortmund.

Segú informa The Guardian, en la interna del Arsenal “no son optimistas” con el caso y parecen resignados a perder a Henrikh Mkhitaryan. Tanto el club como el jugador están profundamente decepcionados, pues no reciben garantías de parte de la UEFA para su seguridad.

“Aunque las autoridades azerbaiyanas han dicho que permitirán que Henrikh Mkhitaryan ingrese al país, el Arsenal aún no está satisfecho con la UEFA de que la seguridad de su centrocampista puede ser garantizada”, precisa el rotativo inglés.

Comentarios

comments

A %d blogueros les gusta esto: